Nueva Encuesta

Chicas! Ya quedó esto, bueno la opción ganadora fue... Cronicas Vampíricas, soooo ahora vamos con otro detalle porque me he fijado en variiias cosas, dejarçe la encuesta hasta fin de año, como varias votaron por Eternial, veré que sea un proyecto a futuro no se preocupen porque me gusta consentirlas. Voten en la nueva encuesta====> las quieroo

jueves, 9 de septiembre de 2010

Capítulo dos: Sorpresa de Jasper


¡AVISO IMPORTANTE LEER ANTES DEL CAPITULO!

Los personajes son de S.M, la historia es mía y de mi querida amiga Marina…

La historia contiene vocabulario adulto, sexo explicito, dominación, violaciones…

Ósea que si eres de mente sensible o no te gustan estos temas, no leas la historia, ya que después no queremos quejas de que quedaron traumatizadas…

Queda dicho, asique a DISFRUTAR DEL CAPI

Un beso de sus amigas Patry y Marina.

Capitulo dos: Sorpresa de Jasper

Mientras Edward va a toda velocidad por las carreteras de las afueras de Forks, en la pequeña cabaña en medio del bosque, esta Jasper con la humana, aun atada y agonizando, mientras estaba siendo embestida salvajemente, agonizando por la poca vida que ya se le escapaba de las manos.
El estaba en su mundo, no veía ni escuchaba nada, simplemente se dejaba llevar por sus instintos animales, que caracterizaban su raza y gozando de su propio placer y el dolor que le causaba a ella.
Mientras la humana ya había caído prácticamente inconsciente, encima de la cama, con las ataduras en manos y pies agarradas tan fuertemente que se le estaba cortando la circulación de los tobillos y las muñecas.
En un arranque de frenesí, Jasper le arranco las ataduras de los brazos, y con una sola mano le sujeto las de la chica, mientras con la otra le tapaba la boca a la humana comenzando a asfixiarla, a la vez que mandaba mas ondas de miedo, para así poder alcanzar su propia liberación, ya que le era mas fácil culminar cuando ellas temblaban casi inconscientes por el miedo y el dolor.

- Ohhhhhh si estupida humana llora, suplica por tu vida no saldrás de aquí cariño, dios te vamos a dar tan fuerte que aunque quisieras no podrías levantarte de la cama.- decía disfrutando, de ver sus lagrimas derramándose sin control alguno, y dándose cuenta como los ojos de la humana iban perdiendo su brillo natural.

Cuando vio que estaba por llegar al clímax, perdió todo control, ya que normalmente el que solía controlar esos finales era Edward, que tenía un poco más fría la cabeza, al no dejarse llevar únicamente por los sentimientos de los demás, y tener mas misericordia por los seres humanos.
Y en ese mismo instante, en sus últimas embestidas desgarro la yugular de su víctima, Sintiendo como la sangre caliente se derramaba por su cuello y tranquilizaba un poco más sus instintos.
Mientras, el frenesí de sentir la sangre caliente en su boca, deslizándose por su mandíbula hizo que apretara mas las muñecas de la humana rompiéndolas y astillando sus huesos, a la vez que seguía embistiéndola y desgarrándola por dentro poco a poco.
Pero el estaba tan ofuscado con los sentimientos que reinaban la habitación mas sus instintos primarios y egoístas, que se dejo llevar a tal extremo que cuando acabo su propio clímax en el interior de la humana, se aparto de ella sin ningún pudor y se dio cuenta de lo que había hecho.
Por una milésima de segundo sintió pena, arrepentimiento y culpa emanando a cantidades industriales de si mismo, pero rápidamente, lo que le vino a la mente, viendo a la humana desangrada, desgarrada, y muerta fue que pasaría cuando Edward volviera, y sabía que no faltaba mucho para que lo hiciera.
Maquino mil y una formas de arreglarlo, desde tirar al cuerpo de la humana por el acantilado, hasta dejarla por el bosque con la idea de que un animal la habría matado, después de ser violada salvajemente, y a Edward contarle que la humana se le escapo o que no sobrevivió ya que era de constitución débil.
Esos pensamientos fueron interrumpidos por el motor suave del volvo, indicando que este se acercaba y que lo mas seguro es que ya estuviera leyéndole la mente, por lo cual intento bloquearla, aun a sabiendas que el sospecharía al no escuchar a la muchacha y ver que el mismo le estaba ocultando sus pensamientos.
Mientras en el coche, Edward entraba por el camino pedregoso hacia la cabaña, con su mente tan ocupada en Isabella, que no presto atención a lo que ocurría a su alrededor, por lo que se sorprendió cuando vio a Jasper, en la puerta de esta, con cara mortificada pero intentando disimular sus emociones, detrás de su máscara de frialdad habitual.

El lo conocía muy bien habían compartido muchos años juntos. Pensamientos, sentimientos, vivencias, mujeres, tanto humanas como vampiras, todo... para el era como un hermano, incluso no hacía falta hablar, ni usar el don de Edward para saber cada uno lo que pensaba el otro.
Por lo tanto supo que algo no iba bien, entonces fue cuando se dio cuenta que todo estaba demasiado calmado. No escuchaba los pensamientos de la humana, no escuchaba ni un corazón, ni ninguna respiración dentro de la cabaña.
Jasper mientras, se retorcía en su sitio a sabiendas, por la cantidades de ira y desconcierto que desprendía su cobrizo compañero, que este ya sabía que algo pasaba y no tenía ni puta idea de que es lo que le iba a decir en esos momentos. se sentía inferior, por el poco control que tenia… pero era algo que jamás admitiría en voz alta.
El coche dio un frenazo en la entrada y en menos de un parpadeo Edward estaba delante de Jasper con una expresión furiosa.

-Dime que coño a pasado?- decía este intentando controlar su ira, porque otra vez se había repetido la misma historia de siempre. El nunca tenia que haberlo dejado solo, por eso las compartían.

-ed. tío será mejor que te marches a dar una vuelta por el bosque y regreses en digamos una hora -dijo jass muerto de miedo, sentía como la ira de Edward lo envolvía y que sus olas de calma no hacían nada con las emociones de su compañero.

Edward desde donde estaba podía oler la sangre de la humana, lo cual indicaba que debía de estar desbordando de el cuerpo de ella, daba por sentado lo que ya intuyo al no escuchar su corazón y es que ella estaba muerta.

- Eres un imbecil no sabes controlarte? tan difícil era para ti si sabias que no te podías controlar esperarme? - dijo gritando, y sintiendo un poco de calma que de seguro el le estaba mandando, pero no era capaz de calmarse, se sentía rabioso ya no tan solo por la humana. Si no porque el no pudo alimentarse ni saciarse sexualmente y le hacía muchísima falta, después de haber estado tanto tiempo con Isabella.
-tío perdón, vale, no era mi intención matarla, no pensé que tardaras tanto, se me fue de las manos, asumo mi culpa, pero lo hecho, hecho esta, ami también me jode quedarme sin diversión el fin de semana- dijo el rubio a su amigo intentando apaciguar su genio, cuando se dio cuenta de un detalle.

-por cierto santo, que es ese olor tan rico y porque tardaste tanto?- continuo el rubio dándose cuenta del olor que emanaba del cuerpo de su amigo y que había hecho que su garganta ardiera en llamas.

Este se sintió delatado y entonces de su cuerpo empezó a emanar, lujuria, deseo, desconcierto, protección, posesividad, confusión y muchísimas mas emociones que no supo controlar y que golpearon de frente a Jasper que por un momento se sintió aturdido y confuso por todas esas emociones.
- ese es otro tema, no intentes desviarte de la cuestión o el problema en el que estamos. Se puede saber que haremos ahora con la humana? o como coño me alimentare yo para estar bien el lunes para ir al puñetero instituto? - dijo intentando desviar el tema de Isabella porque aun se sentía confuso y no sabía qué hacer.

-haber lo de la humana es fácil, la tiramos al bosque, y en el mejor de los casos, la encuentran y lo achacan a una violación y que luego la devoró un animal, y en el peor de los casos pues la devora un animal de verdad - dijo el rubio con demasiada calma y riéndose de su propio chiste, cosa que se sofoco en el mismo instante al ver la expresión en la cara de su amigo.

- pero volviendo a ti, porque tantas emociones contradictorias???- dijo enarcando una ceja y mirándolo inquisitivamente.

Edward entendió que no podía retrasarlo más y se dio por vencido, empezó a narrarle palabra por palabra lo que sucedió en el supermercado. Todo lo que vio y como lo vivió.

Jasper mientras este le narraba no salía de su asombro y llego a la conclusión de que si podía ser que oliera deliciosamente bien, ya que si mediante la ropa de su compañero, podía olerla y olía de ese modo, en persona tenía que ser el cielo en la tierra.
Pero de ahí a que estuviera tan buena como describía Edward, no se lo creería hasta que lo vieran sus propios ojos, pues sabia de la debilidad de el por la raza humana.

-tío de verdad que no exagero, era el ser más apetecible que he visto nunca, con unas curvas increíbles, una pequeña cintura tan deliciosa que podría ser abarcada solo con una mano, unos suculentos pechos que lo único que pedían a gritos era que los lamiesen y unos pequeños pezones que se notaban a través de su ajustada camiseta, y que piernas dios, tan largas y torneadas y eso que estaba vestida - decía Edward, respondiendo a los pensamientos de su rubio amigo, y sintiendo como sus pantalones se volvían más estrechos, en su entrepierna, recordándole que no podría desahogarse y sintiendo rabia por ese mismo tema.

-joder ed contrólate tío, no puedo con tu lujuria- dijo el rubio intentando contener sus ansias de sexo, por las oleadas de lujuria que su compañero le enviaba pensando en la humana… cosa que le dio que pensar ya que para poner a su hermano así debía de ser como Edward la había descrito.

-bueno y a que estamos esperando, vamos ha hacerle una visita no?? La follamos, y te alimentas, matamos dos pájaros de un tiro, eso si, yo también quiero probarla- dijo jass planeando como sacarla de su casa y llevarla a la cabaña, para sustituir a la joven que había perdido la vida minutos atrás .
“NOOOOOOOOOOOO !” fue el pensamiento que asalto a Edward nada mas de ver las intenciones de Jasper, pues para él, aunque no lo quisiera aceptar, esta humana era especial y no merecía morir en las manos sádicas de su amigo, además de se sentía muy protector con ella.

Empezó a maquinar que escusa podría darle para que desistiera de esa idea, dándole así un poco mas de tiempo para reflexionar que es lo que le pasaba referente a Isabella

- Jass, es la hija del jefe de policía, además cantaría mucho que dos mujeres desaparecieran el mismo día o la misma noche puestos a decir. Además Isabella que es como se llama parece más jugosa y buena como para solo aprovecharla un fin de semana - dijo sin saber que más decir para convencerlo de esa idea tan macabra que le ponía los pelos de punta.

-quieto, quieto, como la acabas de llamar?? Isabella?? Haber tío te conozco desde cuanto 100 años?? y nunca has llamado a una humana por su nombre, por no contar que me acaban de llegar oleadas de pánico cuando e pensado que podríamos hacerle a la humana, asíque no me vengas con excusas pobres, quien eres tu y que has echo con Edward???- contesto el rubio extrañado de que llamara a una humana por su nombre, cuando nunca lo había hecho, y sobre todo por las extrañas sensaciones que estaba sintiendo. Lo único que tenía claro era que sentía muchas ganas de conocer a esa tal Isabella.

- simplemente la llame por su nombre para diferenciar un humano de otro, y lo del pánico, sabes de sobra la compasión que siento por los humanos, sigo siendo yo, no te vuelvas paranoias. No te hace bien pensar demasiado jajaja- dijo intentado hacerse el loco y bromeando un poco para que no lo pillara ya que empezaba a sentirse un poco vulnerable, algo que no le gustaba nada y si ya de por si no entendía lo que le pasaba, no ayudaba en nada sus comentarios.

-si, si ed, lo que tu digas, anda ayúdame a deshacerme del cuerpo y luego vamos a hacerle una visita a la humana-dijo el rubio a su compañero.

Cuando de repente del pecho de Edward salio un rugido animal que resonó en todo el bosque, ala vez que se agazapaba, se le oscurecían los ojos y embestía contra Jasper, estampándolo contra la pared de la cabaña, con tal fuerza que las paredes se agrietaron.

- te he dicho que no la tocaras!!!- dijo Edward, agarrando mas fuerte por el cuello a Jasper, a tal punto que si fuera humano, hubiera muerto ya que le hubiera roto el cuello del golpe y la presión ejercida.

El rubio, asustado, intento quitarse de encima a su amigo, cosa que se le complico un poco y eso le extraño porque el se había alimentado recientemente y el no. Cosa que hacia pensar que tuvo que enfadarse mucho.

-tranquilo tío, solo quiero verla vale, no boy a hacerle nada, joder solo quiero saber quien es, suéltame anda- dijo pacíficamente, ya que vio que si lo hacia por la fuerza, las cosas irían a peor y eso no le convenía, al igual que no le agradaba llegar a las manos con él.

Edward se desconocía a si mismo pues en todo el tiempo que llevaban juntos jamás habían peleado, es verdad que discutían mucho pero jamás llegaron a los golpes.

Lo soltó y se quedo con aire pensativo como si estuviera en shock, le costaba creer que hubiera reaccionado así pero mucho mas al pensar en el motivo que simplemente lo hiciera por una humana. Estaba peleando con su hermano por ella, donde coño tenía la cabeza?

Jasper no estaba muy diferente al peli cobrizo que tenia de compañero y el echo de que emanara tanta confusión de el no le ayudaba a entender su actitud y la manera en la que parecía proteger a la humana lo desconcertaba de maneras insospechables.

Lo único que hacía es aumentar la curiosidad al pensar que tendría de especial ese chiquilla o como el dijo Isabella para tenerlo en ese estado

- lo siento tío, nose que me paso, debe ser que hace mucho que no me alimento y eso me afecta mas de lo que debería - decía intentado buscar una razón lógica a su comportamiento. Pero no se convencía ni el ni a su compañero.

-tranquilo, no pasa nada es normal como tu has dicho hace mucho que no te alimentas y estas un poco irritado, vamos a acabar el trabajo, y después te invito a comer algo- dijo el rubio intentando aligerar el ambiente, no entendía el comportamiento de Edward "el vampiro de hielo" ya que pocas veces se descontrolaba así.

Edward ni se molesto en contestar, pues no tenía ni cuerpo ni cabeza para nada en esos momentos y encima tenían, que deshacerse de la chica, por culpa de su "amigo del alma", cuando en estos momentos lo único que quería es irse a correr por el bosque y destrozar cuanto árbol se le cruzara por el camino.

Justamente en ese momento, para mejorar mas la perspectiva de ambos, empezó a llover de manera exagerada en un abrir y cerrar de ojos, lo que les faltaba.

Aunque visto de este modo, era más fácil que la corriente del mar arrastrara mar adentro el cuerpo de la muchacha.

Jasper viendo la disposición de su amigo, se adentro en la casa entendiendo, que en cierto modo, después de lo que paso, necesitaba despejarse. además de que era su culpa que estuvieran metidos en ese berenjenal.

Entro y vio el cuerpo rígido de la mujer, la sangre coagulándose entre sus piernas y de muchísimos más lugares de su cuerpo, pero que no se paro a observar para no añadir mas leña al fuego.
Desato los tobillos y con una sabana que encontró por ahí la envolvió sin ningún cuidado.

“total esta muerta, no creo que tenga ningún pudor ni ningún problema con la vestimenta " pensó este intentando aligerar un poco el ambiente, ya que se sentía tanta tensión como para cortarla con un cuchillo.

Una vez envuelta de modo que no se viera nada se la colgó del hombro, como un saco de papas y se dirigió hacia fuera encontrándose a un catatónico Edward.
Cuando salio Jasper, el peli cobrizo sacudió la cabeza, para espantar durante un tiempo sus pensamientos, ya después tendría tiempo de analizarlos o haría como hacia con muchos de estos, enterrarlos en lo mas hondo de su mente.
Vio como salía con la chica cubierta con una sabana, y pensó que por lo menos tenia el pudor de taparla, que para el ya era un gran logro.
Se dirigieron a toda velocidad hacia el acantilado, mientras cruzaban el bosque en medio de la oscuridad, los animales se alejaban a su paso, detectando que fuera lo que fuera que andaba cerca de ellos, era peligroso

Llegaron por fin, y mirándose a los ojos, como si se comunicasen, pensaron que mejor tirarla por allí, ya que a esa altura el golpe podría justificar los golpes y demás, pudiéndose pensar que fue violada cerca de allí y arrojada después. Cosa que no se alejaba mucho de la realidad

Jasper la destapo y la arrojo al mar, que en esos momentos rugía por las olas, ya que debido a la lluvia, salpicaban grandes olas en los acantilados.
Luego de arrojarla y pensando que tenían un problema menos, venia el dilema de Edward, el de si fiarse de Jasper o no, ya que a él siendo más frio le costó controlarse por el olor de su sangre y su cuerpo.

Pero decidió confiar en su compañero, además de que no deseaba que se le cuestionaran más sus actitudes, para que negarlo, echaba de menos a la pequeña Isabella, con ese olor dulzón que hacia que su garganta ardiera pero que le encantaba, tenía una vaga idea de lo que hacer con su querida Isabella,
Solo tenía que conseguir enamorarla -y tenía claro que sería bastante fácil ya que ninguna humana se había resistido a él, y menos con jasper a su lado-, y que se entregara a él y a su compañero, así conseguiría su cuerpo y su sangre, además con suerte lo que siempre había soñado, una compañera eterna para él y para jasper, ya estaba cansado de esa vida, ya que con una consorte no necesitarían volver a matar a un humano, podrían alimentarse recíprocamente entre ellos. Solo esperaba encontrársela el lunes en el instituto y empezar el plan de conquista que tenía planeado, además de que jasper le ayudara que eso podría ser un poco más difícil, aunque confiaba que cuando viera por el mismo a Isabella, se prestara voluntario, ya que sus poderes combinados, podrían ser una buena baza para conquistarla, después de que jasper le acompañara a casa de Isabella le explicaría su loco plan de conquista. –dios soy como un león morboso y masoquista intentando enamorar a una estúpida oveja- pensaba Edward mientras veía caer el cuerpo al mar embravecida…

- bueno tío, un problema menos, vamos hacerle una visita a Isabella para ver si es tan perfecta como dices? - dijo el rubio calibrando sus palabras para no provocar otra reacción agresiva por parte de el, ya que sintió la confusión y la preocupación que desprendía Edward, aunque no por los motivos que jasper pensaba, sino por otros completamente distintos.

- vale vamos, pero recuerda controlarte ya que no vive sola y eso involucraría a mas humanos y ya hemos hecho el cupo por una noche - le recordó pero sin exponerse tanto entendiendo que su amigo lo estaba pillando.

Mientras tanto en la pequeña casa del jefe de policía de Forks, una Isabella salida de la ducha, se disponía a acostarse y alejarse del horrendo día que había pasado, sin percatarse que dos oscuras figuras la observaban desde su ventana entre abierta esperando el momento oportuno para entrar en su habitación…

***********************
HO HO HO
Me gusta esta historia ya se los he dichooo... esta muy buena he tenido el enorme privilegio de leer los siguientes capis y la historia se pone cada vez mejor... :D
Mis felicitaciones a las autoras como siempre...
Angeles sus comentarios porfaa!! Ustedes son las que inspiran a la autora.
Aprovecho para decirles que el fin de semana subo capi de luna llena y mañana de Futuro Incierto...
Las quieroo

Bueno espero que os guste, este es un poco más “gore” de lo habitual, pero ha sido necesario para que veáis las diferencias entre jass y ed.
Ya no me enrollo mas, merezco comentarios??? O que me mandéis a los vulturis???
Un saludo chicas y nos vemos en el próximo capiiii!!!!!!!!!!!

4 comentarios:

Alex dijo...

estuvo padre porfa publica el proximo capi muy pronto porfis bueno besos y felicitaciones a las autoras

marydebiebercullen dijo...

yo quiero un capi! suertua tu que puedes leer los capis que siguen u.u!

Naya dijo...

Cuándo siguen???

Sophia* dijo...

Hola.. me encanta esta historia.. sólo tengo una pregunta.. Ya no van a subir más capitulos ?? :O
Por favorr.. y quiero seguir leyendo futuro inciertoo