Nueva Encuesta

Chicas! Ya quedó esto, bueno la opción ganadora fue... Cronicas Vampíricas, soooo ahora vamos con otro detalle porque me he fijado en variiias cosas, dejarçe la encuesta hasta fin de año, como varias votaron por Eternial, veré que sea un proyecto a futuro no se preocupen porque me gusta consentirlas. Voten en la nueva encuesta====> las quieroo

martes, 22 de diciembre de 2009

Capítulo 1: No quiero perderte

Oww pues aqui está el primer capítulo, es un poco corto, pero ya saben que me encanta dejarlas en el suspensooo!!!
Espero les guste esta historia que como siempre va con todo mi cariño, parta todas ustedes!!!
Las quieroo


Paseaba por la playa de la Push, sola, como últimamente era habitual. Habían encontrado un rastro de Victoria esta mañana, por lo tanto Jake y cuatro adolecentes más estaban vagando por el bosque, tras una peligrosa vampira, lo cual ponía mis pelos de punta. Además estaba aún más ansiosa, porque era por mi culpa que Victoria estaba aquí.

El bosque estaba silencioso, no había aves en el cielo, y solo se escuchaba el clásico silbido del viento en las costas, el cielo era aún más gris de lo acostumbrado en Washington, haciendo el día siniestro. No pude evitar tener una clase de Deja`vu, ante mi estaba el estereotipo clásico de una película de miedo, justo antes de que ataquen a los protagonistas incautos.

Apresuré el paso y llegué a sentarme en el tronco flotante, en el que solía sentarme con Jake simplemente a platicar. Admiré el horizonte y distinguí el acantilado, en donde se supondría debería de estar ahora con Jacob, contaba con la adrenalina del salto y también contaba con volver a escuchar su voz… Lo cual solo empeoraba mis nervios de por si alterados. ¿Se suponía que debía renunciar a mi diversión solo porque Jake no estaba? Conocía el camino hasta la parte más alta del acantilado, aunque se suponía que saltaríamos de más abajo… De repente el viento se coló por debajo de mi chaqueta y los poros de mi piel se erizaron, me paré rápidamente y caminé hacia la camioneta, decidida a saltar yo sola, estaba por encender la marcha y ponerme en camino, cuando pensé lógicamente, realmente el día estaba muy frío, además de que no era una experta nadadora, era propensa a los accidentes… bueno un sinfín de cosas que podrían sucederle a Bella Swan.

Cerré la puerta de la camioneta dándole vueltas, saltar o no saltar, cuando un golpe en la ventanilla hizo que pegara un salto en mi asiento. Giré para ver quien estaba en la ventana y descubrí a Emily, la prometida de Sam, quien tenía una sonrisa en su deformada boca, pero aun así su expresión era dulce. Me hizo una seña y bajé la ventanilla, no por no querer bajar, sino porque estaba parada justo junto a la puerta.

-Hola Emily- le dije intentando sonreír, lo cual no funcionó muy bien.

-Hola Bella, se me ocurrió pasar a buscarte, supuse que estarías por aquí, porque no vienes a casa y nos hacemos compañía, mientras les cocinamos algo a los chicos- me sonrió intentando animarme – se que estas preocupada, pero quedarte sola no ayuda, créeme, al menos te distraes un rato-

-Sería bueno gracias- realmente no me hacía bien estar aquí, sola, el estar sola no ayudaba al estúpido agujero de mi pecho, ni a la angustia que sentía cuando Jacob estaba persiguiendo a Victoria, además así me alejaría de la tentación de saltar sola.

Seguí el auto de Emily hasta llegar a su casa, que tenía un hermoso y bien cuidado jardín frontal, la casa era de un color gris descuidado, pero aun así era una casa hermosa.

Comenzamos a preparar la comida para los chicos, y resultó que Emily era una excelente cocinera, yo me defendía en la cocina, pero ella claramente podía enseñarme muchas cosas, charlamos un poco y noté que cuando Sam salía a la conversación se le iluminaban los ojos, estaban claramente enamorados y debía de ser así, después de todo lo que habían pasado juntos.

Anocheció y no sabíamos nada de los chicos aún, estaba poniéndome cada vez mas ansiosa, paseaba por el pequeño comedor, rodeando la pequeña mesa, una y otra vez como una niña pequeña, mientras Emily ponía la mesa, comencé a tronarme los dedos, Emily me miro y sonrió, sacudiendo su cabeza, claramente mi comportamiento le divertía, estaba segura no le divertiría tanto si supiera lo peligrosa que era la vampira a la que estaban persiguiendo…

Sentí una corriente cálida recorrer mi cuerpo y grité:

-Volvieron- no le di tiempo a Emily de contestar y salí corriendo al jardín frontal, Jared, Paul y Sam venían primero, con el rostro severo, Embry y Jacob venían atrás, importándome poco, que estaban todos en el jardín corrí y me aventé prácticamente a los brazos de Jacob, quien me recibió con gusto.

-Tranquila ya volví- acariciaba mi cabello y su otro brazo rodeaba mi cintura, sosteniéndome en medio de mi salto, el calor de su cuerpo, me rodeaba y me sentí mucho más feliz de tenerlo junto a mí, mi pecho estaba a salvo de nuevo.

-Lo sé, pero no sabes lo preocupada que estuve todo el día, ella es muy peligrosa de verdad, no lo hagas, solo… deja que tenga lo que quiere- había tomado la resolución de que no iba a permitir que Victoria lastimara a más personas, solo para llegar a mí.

El cuerpo de Jake se tensó al escuchar mi respuesta y me dejó en el césped, tomó mi rostro entre las manazas que tenía y me obligó a mirarlo a los ojos.

-No digas tonterias Bella, no lo digas ni en broma, no te atrevas a pensarlo, imaginarlo y mucho menos realizarlo, no seas estúpida Bella, y escúchame por primera vez, hago esto por ti, no lo arruines exponiéndote, como una heroína de fantasía, no te arriesgues ¿Me entendiste?-

Asentí lentamente, mientras mis ojos se llenaban de lágrimas.

-Es solo que no quiero perderte, a ti no. Por favor Jake, no lo soportaría, esta vez no.- sabía que estaba admitiendo algo que nunca había dicho, y que esto podía tener una conotacion y significado diferentes para el, pero era la verdad y tenía que saberla, me había aferrado tanto a Jacob que ahora no podía dejarlo ir, menos aun por mi culpa, lo necesitaba a mi lado, como aire para respirar, las lágrimas caían por mis mejillas y él las limpió con su pulgar.

-Cielo, prometí que no me iría y no lo haré, pero esto lo estoy haciendo para protegerte- lo dijo con comprensión en sus ojos, pero su tono de voz era tajante y decidido y supe que no iba a poder hacerlo cambiar de opinión. Solo quedaba llegar a un acuerdo.

-Promete que no harás algo estúpido de licántropo prematuro, por favor- el por favor fue completamente una súplica.

-Lo prometo- me dijo, mientras depositaba un beso en mi frente –vayamos a cenar, muero de hambre-

*****

Después de la cena, Jacob fue el encargado de acompañarme a casa, con la pick-up, llegamos a casa y contrariamente a lo acostumbrado en el comportamiento de Charlie, las luces estaban apagadas, claramente mi padre estaría dormido, últimamente Charlie llegaba muy cansado a casa, pues las excursiones para cazar a los lobos seguían efectuándose, lo que solo añadía un punto más a las personas por las cuales preocuparme.

Bajamos de la pick up, íbamos bromeando un poco sobre que Charlie confiaba tanto en él como para irse a dormir sin haber checado mi llegada cuando caí de bruces contra el suelo, pero no por mis habilidades caminando, sino porque alguien me había empujado, giré para reclamarle la brusquedad, cuando noté su expresión preocupada, alerta, su cuerpo temblando ligeramente lo cual realmente me asustó más que cualquier cosa que hubiera podido decirme...

-Corre, entra a la casa ¡Ahora!- su voz salió con miedo, supuse por mí.

Mis nervios brincaron y comencé a andar hacia la puerta, cuando su voz me sorprendió y no pude evitar asustarme aún mas, mi mente solo traía su voz a mi cabeza cuando hacía cosas estúpidas o estaba en peligro, prueba de ello, Laurent, apresúrate me susurró su voz de terciopelo, llegué al porche y me gire a ver a Jake, quien estaba alerta a la mitad de mi patio frontal, esperando por algo y en una posición que claramente era de defenza, intentaba encontrar las llaves, cuando de repente Jacob fue envestido por algo, pude distinguir una melena pelirroja… Victoria.

-Entra ya Bella- mis manos temblaban y no lograba meter la llave en la cerradura, Vamos Bella apresúrate, ¡Bella! Rayos, porque todo el mundo me gritaba, solo me ponía aun mas nerviosa… Logré meter la llave, abrir la puerta y corrí a mirar por la ventana, un gran lobo de pelambre rojizo peleaba con Victoria, quien salió corriendo al bosque y el gran lobo después de mirar hacia la casa, corrió tras ella.

Espero les haya gustado mis niñas...
Comenten pliss!!

3 comentarios:

Lullaby dijo...

Hola mi Re!!! buen comienzo, aunque no me gusto que Bella sea tan efusiva con Jacob, pero son cosas mias que me pongo en la piel de Edward ja ja!!, pero la verdad realmente genial!, ya quiero el proximo, que paso entonces si Bella no alcanzó a saltar gracias a Emily??? CHAN! Ya quiero el proximo, besotes ... te quiero!!! mañana te estoy agregando en mi meil ya que en mi casa no anda nada bien, en mi trabajo lo abro sin problemas! besotes!!

Sandiadelicius dijo...

hey me encanto el cap.!!
Amo a Jake,estan lindo...!!
bueno un beso y un abrazo Regina,
feliz navidad y prospero año nuevo,espero te la pases bien en estas fiestas chao!!

lap dijo...

holaa Regina soy LAP (laura) Es d otro nivel este fic..Dios me encanta como lo narraste y el contenido de adrenalina al leerlo es sensacional,Jake es re tierno como siempre,pero la diferencia tu lo sabes interpretar genial !!Me re gusto el final que Victoria aparesca de la nada me dio un susto que casi me muero de un infarto !!xD jajjaaja xP nos leemos Regina !!Besos

http://mashayadelcrepusculo.blogspot.com

LAP