Nueva Encuesta

Chicas! Ya quedó esto, bueno la opción ganadora fue... Cronicas Vampíricas, soooo ahora vamos con otro detalle porque me he fijado en variiias cosas, dejarçe la encuesta hasta fin de año, como varias votaron por Eternial, veré que sea un proyecto a futuro no se preocupen porque me gusta consentirlas. Voten en la nueva encuesta====> las quieroo

lunes, 24 de agosto de 2009

Capítulo 8: Hay muchas cosas por ver.

Chicas se los dejo.... besos las quierooo

Carolina

Con una sonrisa, realmente deslumbrante y una mirada que me asustaba, pero curiosamente también me derretía, cruzó (de nuevo) la distancia que yo había impuesto (de nuevo) entre los dos.


Quedo apenas lo justo para que nuestros cuerpos se rozaran, tomó mi mentón con su mano, en un gesto muy rápido, un poco brusco quizás, pero muy galante, levantó mi rostro, de tal manera que él pudiera verme, sin tener que bajar la mirada.
Realmente, estaba asustada, pero también, insensatamente tenía mucha curiosidad de lo que haría a continuación, miré mas atentamente sus rasgos, el era realmente, realmente, realmente guapo… vaya en estos últimos días, había visto unos hombres…. Afortunada de mi…


-Realmente eres hermosa- dijo con una voz suave y candente que casi hace que me derrita, pero al fijarme en sus ojos de nuevo, vi esa mirada que me asustaba y también me derretía y por tercera vez en menos de 5 minutos retrocedí 3 de mis largos pasos.


El comenzó a caminar (de nuevo) hacia mi –hey hey chico Bruno calma- le dije con el tono más firme que pude reunir. Me miro extrañado como si no supiera de qué le estaba hablando, así que para dejarlo un poco más claro, levanté mi mano y le mostré la palma, en un claro signo de ALTO, estire mis brazos y los moví a mi alrededor
-Este- dije mientras los movía –Es mi espacio personal, así que no lo sobrepases- terminé esperando, de verdad que entendiera el mensaje…


-Para mí no hay espacio personal- dijo acercándose, pero me moví hacia un lado esquivándolo, lo que solo provocó que sonriera aun mas. Puesto que se iba a acercar de cualquier manera, tomé la iniciativa y le dije:
-Alto Alto, espera, vamos a hacer un trato- me miró, esperando que continuase. –Por cada pregunta que me contestes, es un paso- retrocedí otros tres más, dejando más o menos a tres metros y medio de distancia.


-Hecho- dijo con una voz que encerraba malicia.
Tenía más o menos 5 pasos de separación, lo que me daba 5 preguntas y tiempo para pensar que hacer después, porque hasta ahí llegaba mi plan.
-¿Quién eres, ya sé que eres Bruno, pero que haces en mi patio?- pregunté, era algo que realmente quería saber.
-Tenía curiosidad por ti, por eso estoy aquí, soy hermano de Leo. El se la paso hablando sobre ti, así que vine a ver por mí mismo, si era para tanto. Ahora que te veo, creo que se quedó corto, tú eres despampanante, no simplemente bella…-


Mis piernas comenzaron a temblar y mi corazón a latir más rápido, ¿Leo había hablado sobre mi? Oww que dulce… pero aunque él era tierno, extrañamente él y su hermano eran muy diferentes. ¡Qué digo yo! Si mi hermana y yo no nos parecemos en nada.


El avanzó dos pasos, ya estaba a la mitad del camino.
-Hey hey era una respuesta es un paso, no dos- le dije en un tono un poco alto.
-No Caro, quien soy y que hago aquí, dos preguntas y dos respuestas, por lo tanto dos pasos- dijo con un tono paciente, como si yo fuera una niña, pero no me hizo enojar, su tono no era con malicia, era como si realmente quisiera que comprendiera.
-oh claro- dije cuando comprendí mi error.


Ahora solo tenía dos preguntas y debería aprovecharlas, así que me quede callada pensando
-Tic Tac Caro no tengo todo el día- dijo con un tono burlón, mientras cruzaba sus brazos sobre su pecho, lo cual solo hacía que sus músculos, resaltaran aún más, e impedían mi concentración.
Me puse nerviosa así que pregunté lo que primero se me vino a la mente:
-¿Cuántos años tienes?- balbucee.
-20 años- contestó y avanzó un paso más, quedaba una pregunta, justo cuando recordé la primera vez que conocí a Leo, así que decidí que sería una buena manera de gastar mi última pregunta.


-Cuando conocí a Leo y le pregunté quién era, el contestó diciendo que la pregunta correcta debería ser que era él, así que dime Bruno, ¿qué quiso decir con eso?- está realmente era una buena pregunta, el último paso, la pregunta importante, me le quedé mirando, esperando por su repuesta.


El estaba parado ahí, cruzado de brazos con la mandíbula apretada, mirándome fijamente, sin saber que decir, la luz del sol se derramaba por sus brazos, haciéndolo aun mas tentador, así que me quedé esperando mi respuesta, al ver que no contestaba le dije:
-Sin respuesta no hay paso- le advertí, a la vez con un tono burlón.

Se pasó la mano, por la cara, como dudando si contestar a la pregunta, justo cuando abría la boca para contestar, algo se movió a mis espaldas, voltee para ver qué era lo que se había movido, saliendo del parque y atravesando la reja del jardín, estaba Leo.
En menos de lo que puedes decir Banana Split, estaba delante de mí.

-¿Qué haces aquí Bruno?- preguntó, con un tono un poco brusco, pero todavía amable.
-Vine a conocer a la belleza de la que hablabas, y déjame decirte hermanito que te quedaste corto- dijo sonriéndome con malicia.
-No me tientes Bruno no me tientes- dijo a modo de advertencia.
-Atrévete si puedes- dijo en un tono presumido.

Leo comenzó a acercarse a Bruno, pero corrí y me interpuse en medio de ambos, separé mis brazos, apoyando mis palmas, en el pecho de ambos.
-hey hey chicos, calma- les dije en un tono exigente.
-Caro no te metas- me dijo Leo con un tono que la verdad, no me esperaba, casi era grosero. Pero aun así no me quite de en medio.

Bruno puso sus manos en mi cintura y como si yo fuera una niña de dos años, me levantó y me puso a un lado. wow era más fuerte de lo que pensaba...
-No te vayas a lastimar Caro- me dijo con un tono dulce, pero fiero.
Mi vista comenzó a verse borrosa.
-Leo…- dije en un susurro.


Me miro y al instante centró su atención en mí, al igual que Bruno.
-Caro te sientes bien- preguntó leo, con la preocupación, reflejada en su voz.
Antes de que pudiera contestar, mi vista se oscureció.

Espero les haya gustado, comenten chicas...